FOTO: Lesly Juarez vía Unsplash

Cuando entra el año nuevo, todo son buenos propósitos. Dejar malas costumbres, retomar las buenas. En general,  solemos ponernos muchas metas y cumplir pocas. Objetivos demasiado ambiciosos o poco concretos pueden frustrar a la mayoría. Por eso, si tu propósito de año nuevo tiene que ver con la belleza, aquí te dejamos cuatro pasos de una nueva rutina que te encantarán. A ver si, al menos, cumples uno.

No olvides que a principios de enero nos hiciste prometer que este sería el año en que te cuidarías. Que te mimarías. Que llamarías a un peluquero y maquillador a domicilio cada vez que tuvieras una ocasión especial para ser, así, la reina de todos los saraos.

Primer propósito: Aprender (y aplicar) la fórmula CSA para el cuidado anti-edad de la piel

Si te empiezan a preocupar las arruguitas, manchas y flacidez, no vayas a comprar cosmética como pollo sin cabeza. Atiende a lo que dermatólogos, esteticistas y farmacéuticos recomiendan y elige entre lo que está demostrado que funciona en cuestiones anti-edad.

¿Y qué es eso que funciona?, te estarás preguntando. Pues ni más ni menos que recurrir a la CSA [No confundir con CSI]. CSA equivale a la suma de antioxidantes (C), protección solar (S) y retinoides (A).

Es decir, y en la práctica: recurrir a los beneficios de la vitamina C por la mañana, la protección solar durante todo el día y la vitamina A (retinoides) por la noche. Tan sencillo y tan poco conocido entre las mujeres de hoy.

Desde la marca de cosmecéuticos Medik8 nos explican esta rutina en detalle: “Por un lado, la vitamina C se considera como uno de los mejores antioxidantes en el cuidado de la piel, es un elemento esencial para la rutina de belleza de la mañana”, apunta Gloria Montero, Training Manager de la marca, que añade:

“Esta potente vitamina combate los radicales libres ayudando a prevenir las líneas finas, arrugas, manchas solares y la pigmentación irregular, aportando luminosidad a la piel.

El siguiente factor es la protección solar diaria, que combate los rayos UV para bloquear el envejecimiento de la piel durante todo el día y, de este modo, completar y maximizar los resultados de la filosofía CSA.

Por último, para la noche, Vitamina A. Esta molécula (que aplicada a la cosmética se llama “retinoides” y contempla varias formas) no solo rejuvenece la piel, sino que también ayuda a combatir las arrugas y finas líneas, reduce visiblemente las manchas y promueve una textura más brillante y un tono uniforme”.



MEDIK8 Super C 30 de (68€) Sérum con 30% de ácido ascórbico etilado ultra estable / MEDIK8 Physical Sunscreen (68,50€). Mezcla de filtros físicos, dióxido de titanio y óxido de zinc / MEDIK8 Crystal Retinal 6 (77€). Suero nocturno de retinaldehído, un derivado de la vitamina A hasta once veces más rápido que el retinol.

¿Qué te parece, como propósito de Año Nuevo, aprender a maquillarte de una vez por todas? No lo pienses más y apúntate a un curso de automaquillaje profesional.

Segundo propósito: Usar menos plástico, también en el neceser

Atenta a esta cifra: Según la OMS, cada año se vierten en los océanos 8 millones de toneladas de plástico, lo que amenaza la vida marina y humana y destruye los ecosistemas naturales. Tú misma, desde tu cuarto de baño, puedes hacer tu parte para cambiar esta realidad.

La forma de comprar y la forma de usar están cambiando. Nuevos hábitos en el día a día pueden ir reduciendo la huella contaminante.

Aunque muchas grandes corporaciones tratan de elaborar embalajes con cada vez menos plásticos, o usando plásticos reciclados y reciclables, el esfuerzo particular es importante. No olvides que la oferta cambia si la demanda cambia.

Algunas ideas para consumir productos con menos plástico:

  1. En lugar de comprar siempre gel de ducha, de vez en cuando poner jabón en pastilla en una jabonera
  2. Elegir las marcas que ofrezcan envases recargables (y recargas eco de cartón) de tus productos de uso diario: crema corporal, jabón, ¡y hasta perfume!
  3. Prueba el champú concentrado. En un envase que parece una mini-talla de viaje pueden caber hasta treinta lavados.
  4. ¿Qué tal si te compras un desodorante sólido? Cuando se termina, ¡no hay nada que reciclar!
  5. No olvides que cada vez más marcas envasan sus cremas, lociones y sueros en envases de vidrio reciclable con tapas de madera, bambú… Busca y las encontrarás, solo hay que fijarse.

No estaría mal tampoco proponerse como nueva rutina para el Año Nuevo, una manicura impecable 24/7. Si eres poca mañosa, tu salvación es contratar manicura a domicilio.

Tercer propósito: Una mascarilla a la semana

Las coreanas, dueñas y señoras de la rutina de belleza más top, las defienden a capa y espada. Así tienen esas pieles. De hecho, ponen mascarilla como uno de los pasos del ritual de belleza diario, incluso la usan mientras duermen.

Las mascarillas sirven para equilibrar la piel según sus necesidades: sebo-reguladora, hidratante, calmante, iluminadora… Las españolas solemos ponerlas de vez en cuando, como efecto flash o para relajarnos. Las coreanas las incluyen en la rutina diaria.

Lilin Yang, fundadora de MiiN Cosmetics, tienda especializada en cosmética coreana (miin-cosmetics.com), nos explica: “Si es una mascarilla de limpieza -ya sea peel off o de arcilla- debe hacerse antes del uso del tónico, como si fuera el paso del exfoliante. Si es de otro tipo, justo después del sérum”.

Incluye una colección de mascarillas en tu lista de auto-regalos. ¡Regalos de belleza, lo mejor que puedes hacer por ti!

Cuarto propósito: Entender que tu piel, a veces, también puede tener un mal día

Dicen los expertos que es normal que varias veces al mes tu piel necesite ser tratada como una piel sensible. De hecho, las últimas recomendaciones son que, al usar cosmética, hay que atender tanto al tipo de piel (mixta, grasa, etc) como al estado en el que se encuentra.

Por eso, no es bueno usar lo mismo cada día sin fijarte en lo que tu piel está pidiendo. A veces, hay que salirse de la rutina porque, por diferentes circunstancias, todas las pieles pueden sensibilizarse.

Así lo entiende la experimentada visagista, creadora de la firma cosmética Sileä, Adela R. Porto: “Aunque muchos hablan de las pieles sensibles como una tipología cutánea, en realidad no existen como tal: la piel sensible no es un tipo sino una condición temporal que puede venir producida por muy distintas causas, desde un peeling químico o láser a una variación del tiempo meteorológico”. O una noche sin dormir.

Atenta: en los cambios de estación es cuando más casos de sensibilización cutánea se producen: “En el paso de calor a frío (de verano a otoño/invierno) las bajas temperaturas, el viento y los contrastes frío-calor-frío de las calefacciones hacen que la piel se reseque e irrite”, explica la experta, que añade: “En primavera, tras el frío del invierno, tanto las pieles con tendencia a la sequedad como las grasas se alteran: las primeras quedan más desprotegidas, con el manto hidrolipídico menguado tras tantos meses de frío.

Por su parte, las pieles grasas, incrementan su secreción de grasa, lo que equivale a más granos y poros más dilatados.

Además, en la época primaveral proliferan las alergias cutáneas que cursan con picazón, irritaciones y mayor sequedad, siendo en esta época más frecuente la aparición de eczemas y reacciones adversas ante las primeras exposiciones al sol”.

Si tu piel se levanta algún día con estos síntomas, atiéndela como es debido y el problema no irá a más. Dependiendo de si tiene tendencia a grasa o a seca, podrás poner ungüentos calmantes más o menos ricos pero lo que todas las pieles sensibilizadas agradecen es una bruma calmante.



SILEÄ Calming tonic (29€ 200ml.) Sin alcohol, concebido para equilibrar, fortalecer y proteger las pieles sensibles y reactivas. Con ácido hialurónico de alta pureza, pantenol y el complejo de regulación de la hidratación patentado Hydravit-On®, regula la tasa de agua transepidérmica y estabiliza la función barrera de la piel ayudando a calmar y prevenir irritaciones y rojeces.

[comfort zone] Remedy toner (44€ 200ml.) Tónico en spray de acción calmante y fortificante rico en maravilla del Perú y prebióticos de origen natural. Nebulizar el producto sobre rostro y cuello o bien sobre un disco de algodón después de la limpieza y durante la jornada. Dejar secar naturalmente. No vaporizar directamente sobre los ojos.